http://lapalabrarevelada.com/

 

BIENVENIDOS A VERDAD QUE LIBERTA


 

Jesús dijo:


"y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres" (Jn.8:32).


Conocer la verdad no es simplemente conocer lo que dice la Biblia; sino, es entender lo que ella dice, y una vez que lo entiendes, debes creer lo que ella dice, de lo contrario no puedes ser libre. 

 

Es muy importante conocer e identificar los tiempos que nos ha tocado vivir. La iglesia que vivió durante la redacción del Nuevo Testamento, es decir, antes del año 70 d/C. fue una iglesia que vivió en promesas y bajo esperanza, por eso el sentido del llamado a velar y esperar con paciencia y expectación la venida del Señor. La iglesia que vino o continuó a partir de ese tiempo y en adelante, es una iglesia que reina con Cristo en la esfera espiritual. No es una iglesia que espera, sino una iglesia que disfruta las riquezas y bondades del reino que estableció Cristo en su venida.

 

La instauración del Reino de Dios


     Cuando Jesús apareció en la escena pública, su mensaje fue claro y preciso:

Mr. 1:15 “El tiempo se ha cumplido, y el reino de Dios se ha acercado; arrepentíos, y creed en el evangelio”.

De alguna manera el reino de Dios ya había llegado en la persona y obra de Jesucristo:


Mt. 12:28 “Pero si yo por el Espíritu de Dios echo fuera los demonios, ciertamente ha llegado a vosotros el reino de Dios”.


Lc. 17:20-21 “Preguntado por los fariseos, cuándo había de venir el reino de Dios, les respondió y dijo: El reino de Dios no vendrá con advertencia, ni dirán: Helo aquí, o helo allí porque he aquí el reino de Dios está entre vosotros”.

 

Sin embargo, es mucho más abundante la información que anuncia que el reino estaba aun en el futuro, pero en un futuro cercano, tanto, como que muchos de los que escuchaban el anuncio, no morirían sin antes verlo venir con poder:

 

Mr. 9:1 “También les dijo: De cierto os digo que hay algunos de los que están aquí, que no gustarán la muerte hasta que hayan visto el reino de Dios venido con poder”.

 

Tan cercano, como que no se alcanzarían a recorrer todas las ciudades de Israel predicando, antes de aquel día:

 

Mat 10:23“Cuando os persigan en esta ciudad, huid a la otra; porque de cierto os digo, que no acabaréis de recorrer todas las ciudades de Israel, antes que venga el Hijo del Hombre”. 

 

Ahora bien ¿Por qué creemos que Jesús ya regresó e instauró el reino? bueno, él dijo una parábola acerca de un hombre noble que tuvo que viajar a un país lejano para recibir un reino y volver (Lc.19:12). Ese hombre noble era él, el país lejano al que tuvo que viajar era el cielo después de su ascensión. Muchas de las enseñanzas que Jesús entregó con respecto a su regreso y la instauración del reino, las hizo por medio de parábolas y alegorías; y aunque la mayoría acepta que esto es verdad, sin embargo considera que tal venida aun no ha acontecido, nosotros nos atrevemos a creer a la Palabra de Dios. Si Jesús dijo que el reino estaba muy cerca de ellos, tan cerca que algunos de los que le escuchaba no morirían sin antes verlo llegar con poder (Mt.9:1), y muchas otras citas bíblicas que demuestran que Jesús debió volver por segunda vez, tal cual como dice Hebreos 9:28, pero dentro de aquella generación (Mt.24:34). Toda la profecía debe interpretarse a la luz de las palabras de Jesús en su discurso del monte de los Olivos de Mateo 24, Marcos 13 y Lucas 21, y además, del carácter de inminencia que Pablo y el resto de los apóstoles dieron en sus cartas al regreso de Jesús. 

 

Por favor hermanos, despierten a esta verdad que liberta; vivan el tiempo glorioso de la Iglesia del Nuevo Pacto; una Iglesia que no espera nada más, sino que solo debe disfrutar todo lo que le ha sido dado.

 

Eduardo Mondaca

 

¤¤¤¤¤¤¤